A los muertos se les velaba un día completo

Publicado: 2 octubre, 2015 en Tradiciones1

Fuente: Curandería y cancionero lanzaroteños
Por Jesús Mª Godoy Pérez

Un deudo propagaba la noticia del fallecimiento de golpe a golpe de bastón, puerta tras puerta. El familiar más próximo al extinto guardaba cama, donde recibía las condo­lencias; el resto se turnaba de pie, sobre unas esteras; Los varones con las solapas de las chaquetas alzadas y los sombreros alicaídos sobre las frentes. Los más jóvenes repartían periódicamente vino, roscos, dulces, queso tierno. Silencio absoluto para recibir el «pésame», y luego a susurrar, a contarse el «Vánitas Vanitatis», o a recordar la guerra de Cuba, las sequías, el próximo semillero, con un pausado lamentar que hoy duerme en los cráteres de los volcanes.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s